Chica de amarillo apoyada en un Volkswagen ID.5 rojo frente aun muro de concreto

Autonomía
Glosario de autonomía del coche eléctrico

Autonomía
Glosario de autonomía del coche eléctrico

La necesidad de eliminar el uso de combustibles fósiles para cuidar el planeta ha dado gran valor al coche eléctrico. Cada vez somos más conscientes de lo importante que es reducir el uso de combustibles fósiles para cuidar del planeta. Por eso, el coche eléctrico es una gran alternativa de movilidad para el futuro.

Este ha existido desde los orígenes del automóvil, pero no era eficaz por su escasa autonomía. Ahora que esto se ha solucionado, los coches eléctricos se revelan como una magnífica alternativa a los de motor de combustión.

Pero, ¿qué es la autonomía? La autonomía son todos los kilómetros que puedes recorrer con una sola carga de batería, para llegar a cualquier destino y descubrir así lugares a los que nunca antes habías llegado.

¿Quieres saber más sobre la autonomía de los coches eléctricos? A continuación repasamos los conceptos más importantes.

Chica conectando un cargador eléctrico a un Volkswagen azul

Autonomía de la batería

Denominamos así a la distancia que podemos recorrer con la energía acumulada en la batería del coche. Sin embargo, no se trata de un dato exacto porque depende de varios factores, entre ellos la velocidad a la que se desplaza el coche, la carga que lleva, el tipo de conducción o incluso la temperatura a la que circula.

La autonomía de los coches eléctricos ha mejorado mucho en los últimos años: cada vez necesitamos cargar menos veces y hay más lugares para hacerlo. Así, por ejemplo, nuestros ID. podrían recorrer 500km sin cargar la batería, ¡lo que se traduciría en dos semanas enteras de autonomía!

Autonomía EPA

Hay diferentes medidas homologadas para indicar la autonomía de un coche eléctrico. Y la EPA es una de ellas. Consiste, básicamente, en calcular la distancia que puede recorrer un coche eléctrico sin cargarse según los parámetros de la agencia federal de protección del medio ambiente de Estados Unidos (Environmental Protection Agency o EPA en inglés).

Esto hace que sea el método utilizado en USA, y se le considere muy realista por la cantidad de parámetros que contempla, entre ellos, el tipo de carretera, el de conducción o la temperatura ambiente. Es más, las mediciones que ofrece siempre tienden a la baja, lo que significa que, en la práctica, la autonomía siempre será más de la que la EPA establece. 

Autonomía JC08

Recibe este nombre la manera de medir la autonomía de un coche eléctrico basada en los parámetros que regían en Japón. Durante un tiempo fue un sistema polémico, ya que señalaba mayor duración de las baterías que otros métodos de medición aceptados internacionalmente como la EPA.

Esto se debía a que era un sistema de ciclo modal, lo que significa que no imita los patrones habituales de conducción reales. Es decir, era un método teórico y, como suele ocurrir en estos casos, entregaba mayores rendimientos de las baterías eléctricas. Por tanto, no era muy fiable.

De hecho, para establecer la JC08 se hacían pruebas de tan solo 20 minutos y apenas se recorrían 8km. Además, las velocidades que se usaban eran bajas. Concretamente, se trataba de medias que iban desde los 24,4 hasta los 81,6 kilómetros. En definitiva, los resultados eran demasiado optimistas en cuanto a la capacidad de la batería hasta descargarse.

Autonomía NEDC

Se trata del primer sistema de medida de duración de la batería de un coche eléctrico. Nos referimos al ciclo de homologación New European Driving Cycle (NEDC), que se aplicó desde 1981 hasta 2018 en Europa. En su momento, fue de gran valor por incluir ciclos de prueba tanto en ciudad como en carretera y en laboratorio. Sin embargo, con la aparición de los vehículos eléctricos modernos, ya resulta un poco anticuado, aunque en algunos países europeos, entre ellos España, sigue aceptándose para expresar la capacidad de las baterías. Eso sí, siempre debe aparecer relacionado con el WLTP, con el objetivo de simplificar al usuario la etapa de transición entre una manera y otra de medir la duración de la batería.

Por otra parte, el método NEDC ha destacado siempre por ofrecer cifras irreales por ser demasiado bajas respecto a los kilómetros que pueden circular los coches eléctricos sin recargarse.

Autonomía WLTP

Este es otro sistema de medición de la autonomía del coche híbrido o eléctrico que ha venido a sustituir al NEDC. Recibe su nombre por las iniciales de Worldwide Harmonized Light Vehicles Test Procedure y se aplica tanto a coches eléctricos como a híbridos enchufables (PHEV).

Al antiguo NEDC se le criticaba que se basaba en velocidades de aceleración y circulación muy bajas. Gracias a ello, los consumos de electricidad que ofrecía eran igualmente bajos. Sin embargo, el sistema de medición WLTP es más realista y, en consecuencia, tiene mayor fiabilidad.

El proceso de prueba se inicia con la batería al máximo de capacidad. Cuando se finaliza el test, vuelve a conectarse el coche al cargador, cuyo cable está conectado a un medidor de electricidad. De este modo, se sabe la corriente total que se ha consumido en la prueba, incluyendo las pérdidas de la batería cuando se está cargando. Al final, esa cifra se dividirá por la distancia recorrida por el coche durante el test y, así, resultará tanto en el consumo medio como en la autonomía del coche híbrido o eléctrico.

E-REV

Son las iniciales de Extended Range Electric Vehicle y hacen referencia a los coches eléctricos denominados de autonomía extendida. Esto significa que se alimentan de una batería eléctrica, pero también cuentan con un pequeño motor de combustión que permite, justamente, recargar esa batería.

No debemos confundir este tipo de coches con los híbridos. Estos últimos cuentan con dos motores, uno eléctrico y otro de combustión, que pueden usarse alternativamente para que el coche se mueva. Sin embargo, los coches E-REV solo circulan impulsados por el motor eléctrico. Es decir, el de combustión no mueve las ruedas del vehículo sino que se usa como generador para recargar la batería eléctrica.

A su vez, los coches E-REV de 2022 se dividen en dos clases. Por una parte, están los enchufables que, como su propio nombre indica, los podemos cargar conectando la batería a un punto de carga eléctrico. También se denominan PHEV-RE. Por otra parte, tenemos los no enchufables, que solo pueden recargarse mediante el motor de combustión del que hablábamos. Es decir, no se enchufan a la red eléctrica.

¿Quieres saber cuánta autonomía tienen nuestros modelos eléctricos?

Vistos todos los sistemas de medición de la autonomía de los coches eléctricos, es importante que sepas que la NEDC es la que más se utiliza en España y, por lo tanto, la que más vas a encontrar.

Disfruta de un presente electrizante

Dos tecnologías híbridas para que elijas la tuya

¿Cómo y dónde puedo cargar?