Primer plano de una mujer con el conector de un cargador eléctrico en la mano
Primer plano de una mujer con el conector de un cargador eléctrico en la mano
Primer plano de una mujer con el conector de un cargador eléctrico en la mano
Primer plano de una mujer con el conector de un cargador eléctrico en la mano
Tecnología

Energía para avanzar: la historia de la batería

Tecnología

Energía para avanzar: la historia de la batería

14 de mayo de 2019
14 de mayo de 2019

El físico estadounidense John B. Goodenough desarrolló la batería de iones de litio en 1979. Una innovación que marcó el rumbo de los coches eléctricos actuales y del futuro.

Te queremos contar:

  • Cómo una persona de 96 años ha marcado el futuro de la electromovilidad
  • Dónde se originó la batería de iones de litio que usamos a día de hoy 
  • Quién fue el primero en comercializar esta batería
  • Cómo el padre de la batería de iones de litio logrará el próximo avance tecnológico

Pocos conocen el nombre de Goodenough, de 96 años, y eso que hace unas cuatro décadas inventó algo que millones de personas utilizan a diario: la batería. Ya sea en smartphones, destornilladores automáticos o coches eléctricos: esta célula de energía nos acompaña todos los días.

Este físico lleva más de 60 años investigando y, actualmente, su trabajo gira entorno a los coches eléctricos del mañana.

Mujer joven sentada en un coche mirando su teléfono móvil.
Un invento de Oxford (con trabajo preliminar en Múnich) mueve el mundo: las baterías de iones de litio son ahora el estándar en smartphones, coches eléctricos y muchos otros dispositivos eléctricos.

La batería de litio: una carrera llena de obstáculos

En 1970, los investigadores de la Universidad Technische de Múnich estudiaron el funcionamiento de las baterías de litio. Con su trabajo, el equipo sentó las bases para el desarrollo de las baterías de litio actuales. Sin embargo, los hallazgos de la investigación tuvieron poca respuesta en ese momento. Después de su publicación, pasaron diez años hasta que, en 1980, se desarrolló en la Universidad de Oxford la primera batería operativa de dióxido de litio-cobalto sobre la base de las investigaciones previas. Goodenough dirigía el equipo de investigación de la universidad en ese momento y el desarrollo de estas baterías lo convertió en el padre de la tecnología del litio.

La batería de Goodenough era, en comparación con modelos anteriores como por ejemplo las baterías de plomo, mucho más ligera, más potente y tenía una vida útil más larga, factor decisivo para utilizarla en coches eléctricos.

A pesar de que el producto estaba terminado, su irrupción en el mercado se retrasó por una razón: la falta de demanda comercial. No fue hasta 1991 cuando Sony utilizó la primera batería de iones de litio en el mercado alemán en una videocámara y la tecnología basada en el litio recibió por fin la atención que merecía. Esta batería tenía una capacidad de 1 200 mAh. Para que puedas comparar: los modelos actuales tienen una capacidad de hasta 6.900 mAh.

Un hito en la historia de las baterías: una nueva superbatería para el coche eléctrico

A pesar de ya haber hecho historia, Goodenough no piensa jubilarse. En 2017 logró otro avance tecnológico: en una universidad de Texas, el investigador desarrolló una batería basada en electrolitos de vidrio y metales alcalinos. Este descubrimiento será clave para aumentar el alcance de los futuros coches eléctricos. Comparada con las baterías de iones de litio habituales, esta batería podría soportar un 300% más de carga, recargarse más rápido y ser mucho más barata de fabricar. Tres ventajas para la movilidad eléctrica que no deben subestimarse.

«Mientras la sociedad siga dependiendo de los combustibles fósiles, queda trabajo por hacer.»
John B. Goodenough
Físico y desarrollador de la batería de litio
 El inventor de la batería de litio sentado en su escritorio.

La batería de vidrio promete ambas cosas: más alcance y menos costes

Que el último hito de Goodenough no es un mero experimento de laboratorio y que tiene el potencial de convertirse en una realidad para la electromovilidad del futuro es un hecho, ya que la nueva batería ha sido probada y patentada.

Sin embargo, es probable que pasen algunos años antes de que la batería esté lista para salir al mercado. Desde el descubrimiento de la batería de iones de litio hasta que por fin salió al mercado pasaron doce años. Está claro que para hacer historia se necesita mucha paciencia. Y, en el caso de John B. Goodenough, una larga vida.

Adelántate a las novedades

Recibe actualizaciones periódicas sobre movilidad eléctrica.

¡Vaya! Tu explorador está desactualizado

Descárgate la última versión para poder seguir disfrutando de la navegación.